UN SUEÑO HECHO REALIDAD

Edith Laverde es una joven actriz que desde niña ha trabajando en el barrio las Cruces en la localidad de Santa Fe en Bogotá. Mediante el teatro, ha logrado una apropiación y transformación social en este territorio.

Richard Huertas
Periodista


El barrio las Cruces fue fundado el 6 de agosto de 1538, está ubicado en la localidad de Santa Fe, y cuenta con 24.628 habitantes. Este barrio que ha tenido unas dinámicas complejas y ha sido estigmatizado debido a los problemas de violencia, inseguridad, delincuencia y prostitución, también ha sido enriquecido con diferentes propuestas culturales como Gotas de Rap, La Casa Cultural Tercer Acto, Colombia Negra, Luz de Luna, entre otras prácticas artísticas que evidencian el lado poderoso de este territorio barrial.

Edith Laverde nació allí, y desde muy niña se ha involucrado con esta comunidad. A sus 8 años tomo un taller de zancos en el salón comunal del barrio, donde conoció a Camilo Ramírez, su primer profesor de teatro y quién dirigió su primera obra titulada “El Despertar del Sol”, “Camilín” como ella lo llama, fue la primera persona en mostrarte un mundo distinto al que ella y su familia frecuentaban.

En el año 2002 entro al grupo de teatro Luz de Luna, un grupo del barrio las cruces que por décadas ha generado procesos artísticos, y donde decidió que su vida iba a estar encaminada al trabajo comunitario… Luego de permanecer 12 años en esta escuela, y al mismo tiempo ir culminando su pregrado en licenciatura en educación artística, Edith no solamente creció como actriz, sino como una líder cultural, decidida a transformar la vida de niños, jóvenes y adultos a través del teatro.

La invitación a un canelazo en su casa un 7 de diciembre, fue el primer acercamiento que con miedo realizo en la comunidad, pues no sabía que reacción tendrían sus vecinos. Luego de realizar estas actividades, conversatorios, y mostrar obras de teatro en su casa, comenzó a conocer el lado sensible de quienes habitaban su sector.

Con el tiempo, lo logro. Edith toma la decisión de crear un espacio donde pudiera acceder cualquier persona, es allí cuando uno de sus vecinos le arrienda un espacio de su taller de madera, ubicado en la Calle 1 # 4ª – 45. Con ayuda de los vecinos, y de la gestión para dar a conocer las obras que ha realizado, ha generado recursos para ir mejorando la Casa Cultural Abya Yala, nombre que le dio a su teatro y cuyo significado es Territorio Sagrado en lengua Quechua.

Niños, jóvenes y adultos ya hacen parte de la casa donde Edith a través de sus historias de vida, ha generado procesos de formación y creación artística en este contexto popular y barrial para la reducción de la desigualdad y la paz. Obras como “Agua y arroz”, “Abrazándonos en la creación de la memoria”, “Adentro y afuera”, “La Ñucanchi” entre otras, han sido resultado de este proceso.

Edith Laverde, hoy en día es una de las mujeres más queridas del barrio las cruces, logro generar una apropiación cultural por parte de los vecinos que sin duda asisten a sus obras, es actriz de planta del Teatro La Candelaria, está cursando una maestría en Educación y Desarrollo Social y Comunitario, y los más importante, seguirá trabajando por su comunidad desde el teatro y la cultura, para que su sueño siga creciendo, y la vida de quienes habitan el territorio siga fortaleciéndose.